Entradas recientes

Beatriz Moreno entabla "Un Diálogo Intemporal" con Ernst Fuchs

September 8, 2018

Del 15 de Septiembre al 7 de Octubre, los visitantes de la Villa Castel Caramel en Castillon (Francia) podrán ser partícipes de "Un Dialogue Intemporel": un encuentro de dos almas vinculadas a través del tiempo y el espacio: Ernst Fuchs (1930-2015) y Beatriz Moreno (1971), dos artistas que nunca se conocieron en la vida real. Ninguno de ellos sabía de la existencia del otro, sin embargo … ¿Podría ser parte de un plan universal que está más allá de la comprensión de los seres humanos que estas dos almas se encontraran para "colaborar" en una de las exhibiciones más fascinantes del año?

Celebrada en el antiguo estudio y villa del artista austríaco Ernst Fuchs en Castillon (Francia), la exposición "Un Dialogue Intemporel" revela una sorprendente correspondencia entre la obra del polifacético artista desaparecido hace tres años y la fotografía de la española Beatriz Moreno.

 

Pintor, ilustrador, grabador, escultor, arquitecto, escenógrafo, compositor, poeta y cantante, Ernst Fuchs fue uno de los fundadores de la escuela de realismo fantástico en Viena. Trabajando también en París y Mónaco, se hizo amigo de Salvador Dali y Jean Cocteau. Sus obras han estado en exhibición en el Museo Ernst Fuchs en la antigua villa de Otto Wagner en Viena desde 1988.

 

Beatriz Moreno (Toledo, España, 1971) fotografía al mundo espiritual. Su arte se une a siglos olvidados y relee la historia para una nueva experiencia poética. Sus fotografías se han expuesto en la Galería Saatchi de Londres, el Instituto Cervantes en Chicago, la Embajada de España en Washington, los Rencontres en Arles y en Madrid en PhotoEspana y Estampa. Creadas incluso antes de conocer la existencia del artista austríaco, sus fotografías presentadas en Castillon se asemejan de manera sorprendente a las obras de Ernst Fuchs.

 

En Liceo Magazine tuvimos el inmenso honor de entrar al mundo místico de Moreno, mientras da los últimos toques a la exhibición.

 

(Beatriz Moreno en la Villa Castel Caramel, Castillon, Francia)

 

 

Beatriz, muchísimas gracias por aceptar esta entrevista, en un momento cuando sabemos que estás tan ocupada. Antes de hablar de tu exposición nos gustaría conocer un poco más de tu camino hasta llegar acá... 

Para entender mi obra quizás es bueno describir brevemente de dónde vengo. Nací en Toledo, conocida como “la ciudad imperial” por haber sido la sede principal de la corte de Carlos I​ y también como «la ciudad de las tres culturas», por haber estado poblada durante siglos por cristianos, judíos y musulmanes. Una ciudad cargada de historia donde la Iglesia y el ejército tienen una fuerte presencia. Crecí en el casco antiguo hasta mi adolescencia, en una casa “habitada”, digo “habitada” porque estaba construída sobre dos cementerios (del siglo XII y siglo XIV) por hallarse junto a una Iglesia. Dibujaba desde que era muy pequeña, quería ser ilustradora o dibujante de películas de animación, finalmente encontré en la fotografía mi medio de expresión...

 

Aunque llevo haciendo fotos desde hace más de veinte años, la personalidad en mi trabajo como artista-fotógrafa comenzó realmente en 2006, después de asistir a un taller (workshop) con Luis González Palma. Al descubrir su trabajo por primera vez, algo muy profundo hizo "click" en mi interior... en el taller, Luis González Palma planteaba la fotografía desde el punto de vista del psicoanálisis, ¿por qué hacemos lo que hacemos?, ¿qué ocurre cuando el subconsciente se hace consciente?... esta reflexión y este encuentro (no casual) fue una gran revelación para mi. A partir de aquí nació mi obra personal...


El mundo de los espíritus, de lo desconocido, de los sueños y de la imaginación es algo recurrente en mi trabajo, para representarlo técnicamente utilizo largas exposiciones, movimientos de cámara, multiexposiciones y collages...

 

(Imágenes de la instalación de la exhibición "Un dialogue intemporel", en Castel Caramel, Castillon, Francia, Septiembre 2018)

 

 

¿Qué o quiénes te han inspirado durante este recorrido?
La naturaleza, el retrato, el arte, la historia, el mundo de los sueños, el surrealismo, el romanticismo, son una gran fuente de inspiración para mi. Fotógrafos como Julia Margaret Cameron, William Henry Fox Talbot, Eugène Atget, Edward Steichen, Man Ray, Dora Maar o
pintores como: Dalí, El Greco, El Bosco, Gustave Moreau, Odilon Redon...

 

¿Y en qué momento se une Fuchs a ésta lista y cuál fue tu reacción al encontrar tantas similitudes entre la obra de ambos?

Supe de la existencia de Ernst Fuchs en junio de este año a través de Veronique de Lavenne, la galerista que me representa en Niza. Un día me presentó a Cornelia Mensdorff-Pouilly, conservadora y antigua directora del Museo Ernst Fuchs en Viena. Veronique me preguntó si conocía la obra de Fuchs porque quería proponerme un proyecto. "No, no sé quien es" -dije-. ¡Busqué información sobre él y desde el primer instante me fascinó!... gran amigo de Dalí, Picasso y Cocteau. Cuando comencé a ver una afinidad entre algunas de sus obras y mis fotogafías,.. ¡wow!, ¡estaba asombrada, no podía creerlo!… como si "bebiéramos de la misma fuente"... En su biografía descubrí también algunos detalles que están estrechamente relacionados con Toledo, ¿otra coincidencia?... pienso que esta conexión -metafísica- va más allá de la comprensión humana.

 

¿Cómo describirías la obra de Fuchs?
Su obra evocadora, mezcla el erotismo con el misticismo, sus obras rebosan revelaciones, profecías y mensajes. Un simbolismo profético. Su arte tiene raíces en el pasado para predecir el futuro. Usando la filosofía del neoplatonismo, Ernst Fuchs, como un profeta con sus temas religiosos y mitológicos, también aborda todos los aspectos del mundo individual y moderno.

 

¿Y cómo describirías la tuya?
Mi alma viaja en el tiempo de los siglos pasados... ciertas imágenes son inquietantes porque muestran lo desconocido, el mundo oculto, el mundo de los espíritus (parte de mi memoria, de mi pasado). Pero la belleza está presente en todas. En cada imagen hay un mensaje, una nueva fe, una nueva versión de antiguo culto. Es una invitación a unir los siglos olvidados y a hacer una relectura de la historia para crear una nueva experiencia plenamente poética.

 

Dicen que la conversación es el alimento del alma:¿ cómo surgió este diálogo artístico casi metafísico y qué te ha enseñado?...  ¿Cómo sientes que tu alma se ha alimentado?

Este diálogo se ha ido construyendo fácilmente… Hemos seleccionado unas 10 obras de Fuchs, entre grabados, litografías y pinturas. El misticismo y la mitología es el hilo conductor. Parte de estas obras han sido elegidas de forma evidente por su diálogo directo con algunas de mis fotografías, otras me han servido de inspiración para crear nuevas imágenes, nuevas “revelaciones” que formarán parte de un proyecto que ya inicié y que aún está en proceso…

 

 

En esta exposición el espectador podrá disfrutar de este diálogo en un entorno y espacio únicos, su antigua villa-estudio de Castillon, donde la naturaleza está presente y donde aún se puede percibir la energía de este gran genio. Este encuentro y diálogo casi metafísico con Ernst Fuchs, me muestra que la vida es un “regalo”, que en este mundo terrenal no estamos sólos, que como seres espirituales todos estamos conectados, que el tiempo-espacio no existen. Despertar y elevar nuestra conciencia es esencial para poder ver con los ojos del espíritu. 

 

 

Si quieres conocer más de la obra de Beatriz Moreno puedes visitar su página oficial:
www.beatriz-moreno.format.com

 

 

Quizá también te interese leer:

- Los Mapas Emocionales de Giorgio Distefano

- Pepe López convierte el exilio venezolano en una instalación inédita

 

 

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload

Please reload

Instagram
Archivo
Please reload

Síguenos
  • Instagram Social Icon
  • Facebook Basic Square

© 2023 por Ximena. Creado con Wix.com

  • Black Instagram Icon

liceo